Pablo Temes con el maestro
Leopoldo Presas
- 2001
   

Pablo Temes
Pintor, dibujante, diseñador gráfico.

Nace en Buenos Aires el 30 de agosto de 1955, ciudad donde reside actualmente.

Entre 1973 y 1976 estudia Arquitectura en la Universidad de Buenos Aires. Carrera que luego abandona para dedicarse de lleno a las artes plásticas. En 1981 egresa de la Escuela Nacional de Bellas Artes "P.Pueyrredón" con el título de Profesor Nacional de Dibujo, pintura y Fundamentos visuales.

Comienza una febril actividad plástica en concursos y salones, que se ve coronada con ciertas distinciones (ver item Exposiciones y Premios).

En 1981 viaja junto a la pintora Marta Toledo, su actual mujer, a Perú influenciado por toda la cultura mesoamericana.

Realiza diferentes viajes a Europa entre 1993 y 1997 dónde se nutre de toda la pintura occidental de los grandes maestros.

Viaja a Nueva York donde se documenta y estudia a las nuevas tendencias del arte americano, que servirán de estímulo de sus más recientes trabajos.

Sus obras figuran en colecciones privadas del país y del extranjero.

Paralelamente a las artes plásticas, desarrolla una intensa actividad en el diseño gráfico. Sus comienzos en esta actividad se remontan a 1977 en el Departamento de Arte de Argencard-Mastercard de Argentina, donde diseña y supervisa durante 5 años una innumerable cantidad de piezas gráficas.

Entre 1981 / 83 tiene un fugaz paso por algunas agencias publicitarias.

En 1983 ingresa como diseñador en Editorial Abril hasta 1984 en la mítica revista Siete Días.

A fines de 1984 ingresa en Editorial Perfil, la más grande editora de revistas en la Argentina. Desde entonces y hasta la actualidad trabaja allí, dónde ejerce el cargo de Director de Arte de dicha empresa.

Diseña y proyecta las revistas: Mía, Playboy, Noticias, Luna, Espectador y Diario Perfil.

Asiste a seminarios de capacitación de diseño internacional: Montreal (Le Devoir), New York (New York Times), San Pablo (Editora Abril), Barcelona (SND-La Vanguardia), Madrid (El País-El Mundo) y Universidad de Navarra (SPD).

Ha sido ternado para el Premio Pléyade de periodismo a la mejor tapa del año (1999, 2000, 2001).

Ha sido convocado como jurado de selección para concursos de la Facultad De Bellas Artes de la Plata.

Ilustró en los diarios y revistas más importantes del país: diarios Clarín, La Nación, La Prensa, Perfil. Revistas La Semana, Siete Días, Humor, El Ciudadano, Veo Veo, Expreso, Noticias, Vivir, Somos, Editorial Norma, etc.

 
Pablo Temes con el pintor Rómulo Maccio - 2001
 
 
CRITICAS Y COMENTARIOS

Un persistene algato lírico

Pablo Temes pertenece a esa clase de artistas que, sin desvíos, ahondan cada vez más los presupuestos iniciales de su arte, aquellas primerasintuiciones que siguen obsesionando su quehacer.

Nada más alejado que la producción de este artista de ese espíritu vanguardista que hace y deshace contínuamente sus propuestas en busca de la invención y de nuevas imágenes y que Temes ha constituído lo más paradigmático de la modernidad.

Lo dicho no significa que Temes no pertenezca a la modernidad; debemos tener en cuenta que también la retaguardia forma, de maneraineludible, la otra cara de la misma moneda y hasta podríamos aventurar que muchas veces, con la posibilidad de una perspectiva crítica, artistas que en distintos períodos pertenecieron a la retaguardia, son los que han perdurado con insoslayable solidez.

La pintura de Temes, esa cautelosa progresión que comenzó a manifestarse pocos años antes de la década del ę80 y que permaneció deliberadamente al margen de los avatares que se vivieron en el escenario plástico de nuestro medio, abrevó en esa larga tradición de la modernidad que podríamos resumir como la particular apropiación y desarrollo que tuvo en la Argentina el “fauvismo” y otros tantos ísmos que aquí adquirieron un carácter propio. Artistas como Raúl Russo y Leopoldo Presas han sido obviamente caros (en el mejor sentido del término) para el desarrollo de la obra de Temes.

Si bien en sus comienzos podemos observar el magnífico homenaje que el joven artista tributa a Braque, donde el verde como tono dominante se manifiesta en los más delicados matices, también podemos observar el autorretrato que realiza en 1980, donde una impronta alejada de lo tonal, irrumpe con sus potentes contrastes.

A partir de aquí, lo predominante en su pintura, será una constante irrupción de contrastes donde los temas parecen pretextos parala glorificación del color. Y digo que "parecen" porque si cada obra de Temes glorifica la pintura, también constituye un momento donde el rastro del mundo aparece como un relato elegido por rasgos imponderables. En los autorretratos posteriores, el último de 1997, sigue proponiendo el contraste aunque más acentuado: las tintas aparecen plenas sin ninguna matización del color.

Por otra parte, en los últimos trabajos, se acentúa la búsqueda de lo cotidiano, esas escenas de subtes y los paisajes urbanos, nos retrotraen al magnífico paisaje de 1982 “Dock Sud”, paisaje queentonces nos saca de las “naturalezas”y las “modelos” para proponer otra visión.

En este sentido, salimos del lento transcurrir de los “interiores” (aquellos temas tan importantes en la historia de la pintura) para buscar esa vida palpitante que contínuamente nos rodea y que el artista muestra con inusitados puntos de vista como en el caso de la bella arquitectura de “Florencia”, del 2000, que Temes registra con luces y sombras como una mágica aparición.

Pero la pintura de Pablo Temes nunca es una mera constatación de escenas, paisajes, naturalezas, cuerpos y modelos, el artista siempre hace de aquellos un punto de partida para manifestar esa subjetividad que imbrica al espectador en el potente goce que experimenta con la materia y el color para hacer de cada obra un persistente alegato lírico.

Raúl Santana
(poeta, crítico de arte y ex director del Museo de Arte Moderno y actual Director del Palais de Glace)
Prólogo de la muestra realizada en Galería Arcimboldo en setiembre de 2001.

 
 
La celebración del mundo

La obra de Pablo Temes, se inscribe en una larga tradición del arte argentino: aquella que procesando distintos momentos de la modernidad ha venido configurando una imagen de inmediato reconocible.

Sus paisajes urbanos, sus interiores, sus naturalezas y el registro sensible de vistas de sus viajes, ha venido dando paso a esas imágenes de los últimos años donde con particular poder transfigurante el artista nos muestra la canción de la aldea, esa cotidianeidad que en sus pinturas no es sólo un pretexto para los contrastes de color, sino también una efectiva captación de latencias psicológicas que revelan las figuras que pueblan sus escenas.

Siempre yendo y viniendo por las visiones y procedimientos que como verdaderas obsesiones se manifiestan desde sus más antiguas obras, Temes se mueve entre poderosas subjetivaciones-donde un sentido compositivo organiza los motivos en una nueva síntesis en el espacio del cuadro-y entre la búsqueda-por momentos-de una objetividad que le da a algunos de sus cuadros un carácter de crónica por la representación de esa contingencia del diario vivir.

Pero en cualquiera de sus momentos siempre asistimos a una suerte de escenas donde los blancos y los negros son permenentemente interrumpidos por las neta presencia de ese color que manifiesta un sentimiento festivo, de celebración del mundo.

Raúl Santana
Director del Palais de Glace
Crítica publicada en Revista 23 (agosto 2002)

 
 
Telas de viajero
Pablo Temes, 20 pinturas.

En Piola, Libertad 1078. Hasta el 16 de agosto.
 
  A la manera de los antiguos viajeros, Pablo Temes desliza su mirada por el mundo y es el pincel el que lo registra en pintura. Así, un portal medieval de la catedral de Sevilla y una estación de subte londinense se codean con rincones porteños y otros paisajes. Son cortes casi fotográficos, visiones rápidas de un mundo devuelto en color. A veces una imagen urbana, como Naranjas, es ritmada por el color de las frutas que se repite en telas y paredes. En otras obras, el interés por el color compite con una cuidada composición. Por ejemplo en la naturaleza muerta -desplegada sobre el círculo blanco de una mesa- en la que el artista homenajea al pintor alemán Beckman y en Guitarras, donde el desnudo femenino acompaña la horizontalidad de una guitarra. El color deja escapar la fría contemporaneidad que se cuela por la mirada de las figuras humanas.

Exposiciones / Por María Teresa Constantín (revista 3 Puntos)

 
 
La Asociación de Editores de Revistas entregó los premios PLEYADE

Rubro: “Mejor Tapa del Año”
Jurado: Alicia Sanguinetti, Carlos Guyot y Nestor Ferrero

“Herr Ruckauf”, de Pablo Temes.
Revista Noticias. Editorial Perfil

 
 
En la trastienda
Novedades de la semana

El éxito que por estos días tiene la muestra de Pablo Temes ha obligado al artista a extender su duración. Originalmente prevista hasta el viernes último, las 20 Pinturas de Temes podrán observarse hasta fines de este mes en Piola (Libertad 1078).
Diario La Nación | 6 de Octubre de 2002